Canto

Pero lejos de tratarse de una actividad únicamente buena para el estado de ánimo, cantar ayuda de muchas maneras distintas a la salud general.


Como un ejercicio mental diario propiciamos el canto, buscamos, un mejor estado de ánimo, estimulamos el sentido de pertenencia a un grupo, mejorando la autoestima. Para vivir mejor, el canto es una actividad aeróbica que mejora la eficiencia del sistema cardiovascular.


Cantar aumenta la oxigenación en la sangre y en el cerebro, manteniéndonos más alerta, escuchar y cantar no es un acto pasivo, sino una experiencia que parecería estar fuertemente ligada a lo que nos pueda evocar sobre nuestra vida afectiva y cognitiva.


Menos enfermedades porque el canto refuerza el sistema inmunitario.

Centro terapéutico diurno para adultos

Donde salud es diversión